miércoles, 15 de febrero de 2012

Fumar podría resultar particularmente nocivo para los cerebros de los hombres


Robert Preidt
Traducido del inglés: martes, 7 de febrero, 2012

LUNES, 6 de febrero (HealthDay News) -- Fumar parece acelerar los declives en la memoria, el pensamiento, el aprendizaje y el procesamiento de información de los hombres, pero no de las mujeres, sugiere una investigación reciente.

Un experto señaló que los hallazgos son un motivo más para dejar de fumar.

"Este estudio subraya que fumar es malo para el cerebro, y que fumar en la mediana edad es un factor de riesgo modificable con un efecto más o menos equivalente a diez años de envejecimiento sobre el ritmo de declive [mental]", comentó el Dr. Marc Gordon, jefe de neurología del Hospital Zucker Hillside en Glen Oaks, Nueva York. Gordon no participó en la investigación.

El nuevo estudio fue liderado por Severine Sabia del Colegio Universitario de Londres. Sabia y colegas analizaron datos recolectados de casi 5,100 hombres y más de 2,100 mujeres que recibieron tres evaluaciones de las funciones mentales como la memoria, el aprendizaje y el procesamiento del pensamiento durante diez años, y seis evaluaciones del estatus de tabaquismo durante 25 años. La edad promedio de los participantes era de 56 años en el momento de la primera evaluación.

Los investigadores hallaron que para los hombres fumar se asociaba con un declive más rápido en esas habilidades del cerebro. Además, se notó un mayor declive en todas las pruebas entre los hombres que siguieron fumando durante el periodo de seguimiento.

Pero dejar de fumar no necesariamente ayuda de inmediato. Los hombres que abandonaron el hábito diez años antes de su primera evaluación seguían en riesgo de un mayor declive mental, sobre todo en la llamada función "ejecutiva", que incluye varios procesos mentales complejos que tienen que ver con la planificación y con alcanzar una meta en particular.

Sin embargo, los hombres que eran ex fumadores a largo plazo no tenían un declive más rápido, según el estudio que aparece en la edición en línea del 6 de febrero de la revista Archives of General Psychiatry.

"Finalmente, nuestros resultados muestran que la asociación entre fumar y la cognición [las habilidades mentales], sobre todo a edades avanzadas, probablemente se subestime debido al mayor riesgo de muerte y de abandono de los fumadores", apuntaron los autores del estudio en un comunicado de prensa de la revista.

Es importante anotar que aunque el estudio descubrió una asociación entre fumar y el declive mental entre los hombres, no probó una relación causal.

Gordon concurrió en que persisten dudas sobre la relación exacta entre fumar y la salud cerebral. "El mecanismo mediante el cual fumar resulta en un mayor declive [mental] sigue sin estar claro", señaló. "En este estudio, el efecto no se explicó mediante la enfermedad cardiovascular, la hipertensión, el colesterol elevado ni una función pulmonar afectada".

Los investigadores no hallaron una relación entre fumar y declives en las capacidades mentales de las mujeres. Los motivos de esta diferencia sexual no están claros, pero el hecho de que los hombres tienden a fumar más cigarrillos que las mujeres podría ser una explicación, sugirieron.

Según Gordon, el tamaño de la muestra del estudio podría también ser un factor. "Hubo una menor proporción de mujeres (alrededor de 30 por ciento) en la cohorte [y] un mayor porcentaje de mujeres que nunca habían fumado", apuntó.


Artículo por HealthDay, traducido por Hispanicare

FUENTES: Marc Gordon, M.D., chief of neurology, Zucker Hillside Hospital, Glen Oaks, N.Y.; JAMA/Archives journals, news release, Feb. 6, 2012

HealthDay

miércoles, 1 de febrero de 2012

Los hombres están en mayor riesgo del declive mental que precede al Alzheimer

Las peores probabilidades son para las personas sin educación universitaria, halla un estudio

Traducido del inglés: jueves, 26 de enero, 2012

MIÉRCOLES, 25 de enero (HealthDay News) -- Los problemas sutiles con la memoria y las habilidades de pensamiento, algo que se conoce como deterioro cognitivo leve, con frecuencia preceden a la enfermedad de Alzheimer, y un estudio reciente halla que los hombres están en mayor riesgo de estos problemas que las mujeres.
La investigadora líder Rosebud Roberts y colegas observaron a 1,450 personas del Condado de Olmsted, en Minnesota, que tenían entre 70 y 89 años de edad y que estaban libres de demencia en octubre de 2004. Unos tres años y medio más tarde, 296 sufrían de deterioro leve.
Los nuevos casos de deterioro cognitivo leve fueron constantemente más frecuentes entre los hombres, excepto en el grupo de 85 a 89 años de edad. En general, el riesgo fue 40 por ciento más elevado entre los hombres.
Tener una educación de secundaria o inferior también se relacionó con un mayor riesgo, y el estudio halló que la combinación de ser hombre y carecer de educación universitaria conllevaba un "riesgo inesperadamente alto" de deterioro sin pérdida de memoria.
Las personas actualmente casadas estaban en menor riesgo de deterioro cognitivo leve que los viudos, divorciados o solteros.
"Una de cada 16 personas de este grupo de edad desarrolla la afección en un año dado", señaló Roberts, profesora de epidemiología de la Clínica Mayo en Rochester, Minnesota. "Hay un gran aumento en el número de personas de la generación de la postguerra que están llegando a los 65 y más, así que esto tendrá un impacto tremendo".
Bill Thies, director médico y científico de la Asociación del Alzheimer (Alzheimer's Association), comentó sobre el estudio.
"Se trata de una observación interesante de que el deterioro cognitivo es un poco más común en los hombres que en las mujeres", dijo. "No está claro qué significa, o incluso si es universal. Ciertamente, estudios mucho más pequeños no lo han reportado antes. Quizás lo hallaron porque su estudio es grande".
Roberts dijo que la diferencia podría deberse al momento en que ocurren los factores de riesgo de la demencia. "Enfermedades como la obesidad, la diabetes y la hipertensión podrían ocurrir a una edad más temprana en los hombres que en las mujeres", planteó. Los estudios futuros deben explorar los factores de riesgo por separado en hombres y mujeres, aconsejaron los autores del estudio.
Según la Asociación del Alzheimer, todo el que desarrolla el trastorno cerebral relacionado con la edad experimenta una etapa de deterioro mínimo. "Las personas con deterioro cognitivo leve experimentan un declive en la memoria, el razonamiento o la percepción visual que es mensurable y notable para ellos mismos y para los demás, pero no suficientemente grave para ser diagnosticado con Alzheimer u otra demencia", asegura la asociación.
Sin embargo, no todo el que sufre de deterioro cognitivo leve desarrolla Alzheimer.
Para el estudio, los participantes se reunieron con enfermeras y médicos y tomaron pruebas a intervalos de 15 meses para medir la memoria, la función ejecutiva, las habilidades visuales y espaciales, los síntomas de demencia y el estado neurológico, psicológico y mental. En cada intervalo, un panel de examinadores realizó una nueva evaluación sobre el estatus cognitivo de los participantes.

sigue: http://www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/news/fullstory_121251.html